ERA VICTORIA, PERO SE LE ESCAPÓ SOBRE EL FINAL

Olimpo empató con River Plate, 1 a 1.











Fotos: Horacio Culaciatti, Télam.

Lo tenía, pero no pudo ser. Ante un Carminatti colmado -¡por fin!- el aurinegro lo tuvo al alcance de la mano, pero el triunfo se le fue a falta de tres minutos para concluir el partido, último antes del receso que motiva la disputa de la Copa América. Jacobo Mansilla había marcado la diferencia, a los 14 minutos del complemento. Pero lo igualó Gonzalo “Pity” Martínez, a los 43, para cerrar una igualdad que el visitante no merecía.

LA SÍNTESIS

Olimpo (1): Nereo Champagne; Ezequiel Parnisari, Juan Sills, Néstor Moiraghi y Juan Quiroga; Hernán Encina, Jonathan Blanco, Juan Manuel Cobo y Jacobo Mansilla; Joel Acosta y Joel Amoroso. Director técnico: Diego Osella.
Cambios: en el segundo tiempo, a los 37 minutos, Gonzalo Klusener por Joel Acosta; y a los 38 minutos, Adrián Martínez por Hernán Encina.

River Plate (1): Marcelo Barovero; Carlos Mayada, Jonathan Maidana, Ramiro Funes Mori y Leonel Vangioni; Leonardo Ponzio, Matías Kranevitter y Ariel Rojas; Leonardo Pisculichi; Fernando Cavenaghi y Gonzalo Martínez. Director técnico: Marcelo Gallardo.
Cambios: en el segundo tiempo, el iniciar, Lucas Boyé por Ariel Rojas; y a los 20 minutos, Juan Cruz Kaprof por Leonardo Ponzio; y Franco López por Fernando Cavenaghi.

Los goles: en el segundo tiempo, a los 14 minutos, Jacobo Mansilla, para Olimpo; y a los 43 minutos,  Gonzalo Martínez, para River.

Amonestados: Mansilla, Parnisari, Quiroga y Acosta, de Olimpo; y Vangioni (R), y Funes Mori, de River.  

Arbitro: Germán Delfino.

Estadio: Roberto Natalio Carminatti.

River Plate le empató sobre el final a Olimpo, por 1 a 1, pero desaprovechó la ocasión de ubicarse a una unidad del líder San Lorenzo, en partido correspondiente a la decimoquinta fecha del torneo de Primera División de AFA, jugado, este domingo (7), en el estadio Roberto Carminatti.

Jacobo Mansilla, a los 14 minutos del segundo tiempo, puso en ventaja al olimpiense, ante el delirio del público. Gonzalo Martínez igualó, a los 42 del mismo período, gol que le posibilitó a River quedar a tres unidades de San Lorenzo, cuando tiene un partido pendiente por jugar ante Tigre por la décimo tercera jornada.

El último partido previo al receso por la Copa América no fue del todo favorable para River, que sufrió más de lo esperado y apenas pudo igualarlo sobre el final por un soberbio remate Martínez, cuando parecía que Olimpo se iba a quedar con un sorprendente y merecido triunfo.

La primera etapa fue muy pobre, con un equipo consciente de sus limitaciones: Olimpo, que sólo se dedicó a cuidar el resultado y tratar de salir de “contra”; y otro, River, que pese a su mayor riqueza individual no tuvo el juego suficiente para complicar a Olimpo y, si bien tuvo el manejo del balón, nunca creó peligro.

Algunos remates de media distancia sin demasiada potencia y dirección, fue lo poco que aportó River en la etapa inicial; mientras que Olimpo, que apenas había convertido cinco tantos en el certamen, se conformaba con que los minutos pasaran sin sufrir demasiadas zozobras y complicaciones en su defensa.

De todos modos, la jugada más clara fue para Olimpo cuando, a los 34 minutos, Jonathan Blanco remató desde el sector izquierdo y su disparo, tras rebotar el palo, se fue desviado.

Para la parte final, el entrenador Marcelo Gallardo dispuso el ingreso de Lucas Boyé por Ariel Rojas lo que se suponía que era un cambio ofensivo, pero River siguió con las mismas dificultades.

Para peor, a las 14 minutos Leonel Vangioni perdió un balón cuando quiso salir jugando y Hernán Encina se aprovechó del yerro; dejó en el camino por derecha a Camilo Mayada; y envió centro para que Jacobo Mansilla, anticipándose a su marca y con un puntazo, batiera al indefenso Marcelo Barovero.

Gallardo volvió a mover el banco e hizo entrar a los juveniles Juan Cruz Kaprof y Franco López por Leonardo Ponzio y Fernando Cavenaghi, pero nada cambió y continuó sin profundidad.

Por el contrario Olimpo, se sintió muy cómodo con el trámite del partido; se aprovechó de la desesperación de River; y pudo liquidarlo con un zapatazo de Juan Manuel Cobo que explotó en el palo.

La confusión se apoderó de River y, pese a que Olimpo tenía todo controlado, un remate esquinado de Gonzalo Martínez, desde afuera del área y a tres minutos del final, le puso cifras definitivas al cotejo.

River, alentado por más de tres mil “neutrales”, no aprovechó la ocasión para situarse a una unidad del líder San Lorenzo, quedó a tres puntos, cuarto y con un partido menos jugado (debe el cotejo con Tigre), que de ganarlo en su momento le permitirá compartir el liderazgo con el conjunto de Boedo.


Cuando se reanude el certamen, River recibirá a Témperley; mientras que Olimpo visitará a Independiente.

Comentarios